Crea tu día

 

En el momento de despertarte, ¿has notado alguna vez… bueno, que no sabes quién eres? Te despiertas y no sabes quien eres. ¿Te has dado cuenta de que miras alrededor de la habitación para orientarte… y lo que es realmente sorprendente es cuando ves a la persona que está a tu lado y por un instante no sabes quién es? Creo que deberías considerarlo seriamente. Pasamos un rato reorientándonos antes de salir de la cama, buscando un vínculo con una identidad que por un momento ni siquiera teníamos, y la identidad es lo que empezamos a formar cuando miramos a la persona que está junto a nosotros. Y después nos incorporamos y empezamos a rascarnos… y luego nos levantamos y vamos al baño y por el camino nos miramos en el espejo. ¿Por qué lo hacemos? ¿Por qué nos miramos? Porque estamos intentando recordar quiénes somos. Todavía es un misterio.

 

 

Invitación a abrir la mente

Pero si tienes que recordar quien eres y recordar los parámetros de tu aceptación y la valla de tu duda, si tienes que hacer todo el ritual cada día para recordar quién eres ¿qué posibilidades hay de que tu día se convierta en un día especial? Muy pocas realmente. Pero si… antes de intentar recordar quién eres recordases lo que quieres ser, y quizá esto sucediese en primer lugar, antes de ver a tu pareja, antes de clavarte las uñas para rascarte, antes de salir tambaleándote de la cama, antes de asustar al gato y mirarte al espejo… Antes de hacer todo esto, recuerda: “Antes de adherirme al ritual de mis circuitos neuronales, voy a crear un día alucinante, que se añadirá a mis redes neuronales y enriquecerá la experiencia de mi vida”, y luego crea tu día. Crea tu día.

Ese momento en el que aún no eres tú realmente es un momento sublime en el que contemplas lo extraordinario, en ese momento puedes esperar y aceptar lo no ordinario. Hoy puedes aceptar una subida de sueldo. Si llegas a ser tú mismo, tus expectativas de un aumento de sueldo disminuyen en gran manera. Pero en ese estado único de indeterminación de tu identidad, en ese momento puedes crear.

Antes de levantarte y recordar quién eres, crea tu día. Y después de haberlo creado, tu rutina cambiará. Serás una persona ligeramente diferente mirando el retrete y mirándote al espejo. Habrá algo distinto en ti y ese algo será maravilloso.

Todo maestro que se precie crea su día,

nunca deja que el día suceda para él

Fuente: Betsy

Imagen: Rossel Barralaga

Núria Batlle

Ona Daurada

 

2 comentarios en “Crea tu día

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *