La frente nos habla de la edad mental del ser humano y de la evolución de su conciencia. 2ª Parte

La frente nos habla de la edad mental del ser humano y de la evolución de su conciencia

 

 

Las facciones de una persona, y por lo tanto su frente, no indican necesariamente cómo es esta persona en la actualidad, sino que reflejan su pasado, pues debido a la inercia de la materia densa, el mundo mental cambia con mucha más rapidez que el mundo físico.

La formación de la frente se produce en consonancia con las funciones que realiza, estas funciones son cada vez  más sutiles, yendo desde la comprensión hasta la lógica.

Ser más o menos listo o inteligente no depende del número de centímetros cuadrados, sino de cómo de bien esté formada la frente. En consecuencia, el tipo de frente también nos dice para cuales habilidades tiene más facilidad una persona.

 

Etapas de la correcta formación de la frente

 

Etapas de la correcta formación de la frente en los diversos estados de evolución

Todos los niños tienen la frente abombada, su mente es dispersa, a partir de lo siete años, el cómo vaya ordenando sus funciones pensantes determinará el patrón o estructura del modelado que adquiera su frente, dependiendo del énfasis que ponga en el campo de la percepción mental que le sea más atractiva.

Resultando los siguientes casos posibles:

Parte alta predominante. Abultada arriba y no en la parte de abajo, a la persona le falta la base, la mente concreta; son personas idealistas, receptivas, soñadoras pero incapaces de observar la realidad debido al poco desarrollo de la zona supraciliar.

Parte media predominante. Abultamiento en el centro. La mente de persona es muy receptiva pero con poca capacidad de observación y de síntesis; son personas más creativas, pero si no está bien estructurada la base, indica que es una persona vividora.

Parte baja predominante. Los arcos superciliares están muy marcados, la persona retiene por memoria, funciona con buena lógica; son personas fuertes, observadoras y con sentido práctico pero con poca capacidad para la abstracción, retienen mucha información y suelen buenos contables.

 

La frente nos indica la evolución de la conciencia

 

La frente nos indica la evolución de la conciencia

El perfil del rostro de la persona nos da información del alma, el perfil de la frente nos habla de la evolución de la conciencia.

El Principio de Madurez Armónica de Louis Corman, nos indica la evolución desde el punto de vista de la conciencia. A medida que vamos avanzando, la frente se va verticalizando, cuando no ocurre así, indica que la persona no ha evolucionado o lo ha hecho muy poco.

Corman clasifica las frentes en:

Frente huidiza. Inclinada hacia atrás. Corresponde a una persona perceptiva y activa cuyo desarrollo de la mente abstracta es prácticamente nulo. Indica una evolución incipiente, un alma joven

Frente vertical. Ligeramente inclinada hacia atrás, sin ser huidiza, y redonda por arriba. Representa un buen desarrollo de la capacidad mental de la persona, es el pensar concreta y abstractamente, en lo de abajo y en lo de arriba. Este es el modelado correcto, la glándula Pineal con esa verticalidad puede captar energía de los planos más sutiles, funciona como una antena.

Frente deprimida. La frente es vertical pero abollada, hundida por la mitad horizontalmente, es decir, presenta una depresión importante en la zona media inferior.  La persona no ha sido capaz de asimilar todo lo que la vida le ha puesto por delante. Suelen ser pensadores amargados, muy buenos críticos aunque sólo ven el dolor de la existencia y no gozan de la vida

 

Una feliz combinación de líneas rectas y arqueadas,

al mismo tiempo que una posición armónica de la frente,

anuncia la verdadera sabiduría.

C. Lavater

 

Fuente: Eva Monferrer

Mamen Lucas

Ona Daurada

 

Artículos relacionados:

https://onadauradaentrena.com/la-frente/

https://onadauradaentrena.com/la-nariz-habla-la-sensibilidad-del-caracter/

https://onadauradaentrena.com/la-boca-nos-habla-de-las-emociones/

https://onadauradaentrena.com/la-oreja-nos-habla-sabiduria-fisiognomia-evolutiva-morfopsicologia-la-oreja/

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *