El yo, el ego, el sujeto y… el alma

El yo, el ego, el sujeto y… el alma.

 

Distinguir entre el yo, el ego, el sujeto y el Sí mismo no es para la gente común una tarea fácil y no es raro, pues a lo largo de la historia los filósofos, psicólogos y psicoanalistas, se han hecho mucho lío con esto del sujeto, el yo, el ego y el Sí mismo o alma.

Pero en realidad es bastante sencillo, el concepto yo va asociado a la unidad individualizante, el concepto ego asociado a la unidad psíquica, el concepto de sujeto o agente de cognición se asocia a la unidad epistemológica y el concepto de alma pertenece al campo de las creencias

 

El yo, el ego, el sujeto y… el alma

 

El concepto del yo

El yo es la percepción de uno mismo: la realidad corporal, emocional, existencial, física y vital. Es la conciencia que se tiene de sí mismo como un ser individual, distinto y separado del mundo. La conciencia de lo que se es, el hecho de la continuidad, de la existencia como algo permanente, con independencia de la lenta transformación que el cuerpo va experimentando.

Además el pensamiento “yo” es la idea primaria, no hay nada más después del “yo”.

El poeta Jean N. Arthur Rimbaud dice: “Yo es un otro”, el yo es una ilusión, pero no en el sentido de decir que no exista en sí mismo sino que sólo existe a condición de una virtualidad alienada en el Otro.

 

El yo, el ego, el sujeto y… el alma

 

El concepto del ego

El ego es una construcción imaginaria, la imagen idealizada de uno mismo. Una imagen interiorizada y con la que uno se identifica, dotada de rasgos únicos y excepcionales.

El ego permite que el sujeto se sienta siempre importante y superior a los demás (al menos en algo). El ego es narcisista.

Según Sigmund Freud se construye muy tempranamente, antes que el lenguaje, en la fase del espejo, a través de la mirada del otro (la madre).

Dada su naturaleza especular e imaginaria, frágil e inconsistente, necesita constantemente la reafirmación del otro, la aprobación del otro, para sostenerse. El ego es el yo imaginario, no el yo real.

El yo y el ego se mezclan y confunden, y es sano saber diferenciarlos.

El ego es frágil, se encoje y asusta por nada. Está siempre en estado de alerta, no tolera el más mínimo fracaso. Cualquier cosa le ofende porque es débil. Y si llega a hacerse fuerte ante los demás, entonces se convierte en tirano y utiliza a los demás para imponer su ley.

 

El yo, el ego, el sujeto y… el alma

 

El concepto de sujeto  

El sujeto o agente de cognición está asociado a la unidad epistemológica, es decir, al proceso de conocimiento. Se puede decir que es el “Yo histórico”, puesto que en el “Yo” no existe evolución alguna.

Es el ser que adquiere o elabora el conocimiento, ya se trate de un ente abstracto-ideal, como un número o una proposición lógica, de un fenómeno material o aún de la misma conciencia. En todos los casos, a aquello que es conocido se le denomina objeto de conocimiento, existiendo una relación, de singular complejidad, entre estos dos elementos, sujeto y objeto.

En filosofía se entiende por “sujeto” un ser dotado de conciencia y de voluntad, que conoce y actúa en conformidad con sus propios designios y en consonancia con sus conocimientos.

 

El yo, el ego, el sujeto y… el alma

 

Y el Alma

Si resulta difícil definir el yo, el ego y el sujeto, poner palabras a cómo es el alma es prácticamente imposible. La existencia, o no, de una parte divina en el ser humano pertenece al mundo de las creencias.

Para algunos, somos almas (o energía) encarnadas en un cuerpo físico, para otros el resultado de un proceso evolutivo de la naturaleza y nada más.

Śrī Aurobindo, poeta y filósofo de la India define el lado espiritual del ser humano:

El nacimiento humano en este mundo es,

 en su lado espiritual, un complejo de dos elementos,

uno Personal espiritual y un alma de la personalidad:

 el primero es el eterno ser del hombre,

el último es su ser cósmico y mutable.

 

Imagen: Claude Theberge

Mamen Lucas

Ona Daurada

 

Artículos relacionados:

https://onadauradaentrena.com/las-siete-ignorancias-del-ser-humano/

https://onadauradaentrena.com/de-que-manera-la-conciencia-suprema-no-dual-aparece-como-conciencia-individual/

https://onadauradaentrena.com/el-universo-esta-hecho-de-energia-e-informacion-es-decir-de-conciencia/

https://onadauradaentrena.com/el-conocimiento-de-la-realidad-la-filosofia-perenne/

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *